domingo, 26 de mayo de 2013

El arquitecto (Arma su camino)


Con el verde que no es verde agrego el césped y el acrílico boscoso de mis amaneceres. Con el rojo pincelo las broncas pero también digo de lo tinto en el vino cuando se hamaca. Con el amarillo dibujo hojas secas que después piso para escuchar que estoy vivo. Irremediablemente siempre caigo en el fantasma que con recuerdos pinta el día y entre sueños dice ser.

No hay comentarios:

Publicar un comentario